104 enmiendas a la reforma de la Ley de Extranjería

el . Publicado en Noticias

Las organizaciones alertan de que en los CIES se dan "pésimas condiciones". "La Ley de Extranjería no puede ser una ley sancionadora contra los inmigrantes", advierten.

EL MUNDO

La reforma de la Ley Orgánica de Extranjería (LOEX) vuelve al Parlamento, para su discusión en el Congreso de los Diputados, y varias organizaciones de ámbito estatal han sumado sus esfuerzos para presentar un conjunto de propuestas y enmiendas, en total más de cien, para evitar lo que para Alfredo Abad, secretario general de la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), supondría "un retroceso en derechos humanos".

Por ello, desde CEAR, 'Red Acoge' y 'Cáritas', lanzan "una crítica constructiva", según señaló Abad, antes de votar las enmiendas a la totalidad. Según el portavoz de CEAR, "la crisis hace que éste sea el momento más inoportuno para llevar a cabo la reforma". Ana Abril, coordinadora de Desarrollo Social de Cáritas Española, apoyó este argumento: "la situación de crisis no es excusa para retroceder en derechos y libertades".

Las enmiendas, que tratan prácticamente todos los artículos que quieren reformar la LOEX, alertan de la situación que se podría derivar en siete puntos concretos: acceso al empadronamiento, a la educación, a la vivienda, asistencia sanitaria y prestaciones sociales básicas, derecho de justicia gratuita, la reagrupación familiar y los denominados 'menores-mayores'. Además, critican con dureza las "pésimas condiciones" en las que, según Begoña Santos, directora técnica de 'Red Acoge', viven los inmigrantes "detenidos" en los Centros de Internamiento de Extranjeros (CIES).

Casi todos los problemas son derivados de un cambio en el acceso al empadronamiento. Abril explicó que "la Ley sólo va a incluir en el Padrón a aquellos que tengan autorización de o estancia o residencia legal en España". Por lo tanto, "aquellos extranjeros sin permiso no podrán inscribirse al Padrón, aunque presenten documentos identificativos como el pasaporte". Las consecuencias de este artículo "van a llevar a la exclusión a los inmigrantes, que no van a poder tener acceso a derechos fundamentales como recibir asistencia sanitaria o educación", lamentó.

De la misma forma, Abril se refirió a otras "pérdidas" en materias como el acceso a la vivienda. La reforma, advierte, "plantea una nueva condición para acceder a los sistemas públicos de ayudas en materia de vivienda: la residencia de larga duración", que se obtiene tras permanecer legalmente al menos cinco años en el país. Esto, para estas plataformas, constituye "una política ineficiente" que sólo llevará a que aumente la exclusión social y las situaciones de infravivienda.

Te puede interesar...